Combinar suelo radiante junto con calderas de gas

Suelo radiante es una de los mejores alternativas como sistema para climatizar combinado con una calderas gas es un conjunto ideal para tu casa

Combinar suelo radiante junto con calderas de gas

Actualmente el suelo radiante es una de los mejores alternativas como sistema para climatizar por completo un hogar a modo de solución energética más eficiente, se puede disfrutar en invierno de calor y en verano frescor, en los últimos años existe una tendencia que demanda la instalación de suelo radiante tanto para nueva vivienda como para reformas, para nada es extraño ya que sus ventajas y cualidades hacen que puedas crear temperaturas confortables durante todo el año, siendo saludables para el cuerpo humano ya que es lo mas similar a la emisión producida en climas naturales. Instalar suelo radiante ofrece un calor constante en cualquier punto en la vivienda, la temperatura va de abajo a arriba distribuyendo uniformemente la energía, logrando una sensación de temperatura muy agradable mejorando la sensación de confort en toda la casa, se ha convertido en una de las elecciones a tener muy en cuenta para instalarlo en casa.

Instalar suelo radiante como emisor junto una caldera de gas como fuente de calor es una gran combinación ya que tanto las calderas a gas de condensación como el suelo radiante comparado con sistemas de climatización antiguos son mucho mas efectivos tanto en creación de energía como en consumo, las calderas de condensación por una parte aprovechan el calor que es encubierto en los humos que proceden de la combustión y son desatados en la condensación del vapor de agua y con el sistema de suelo radiante trabaja con el agua caliente a baja temperatura aprovechando de forma fácil el calor y transmitiendo la energía primero al pavimento y este en menor grado a las paredes y al techo del lugar a climatizar.

suelo radiante habitacion
El conjunto caldera de condensación y suelo radiante genera una correcta carga térmica y temperatura mejorando los rendimientos de la caldera, además tener un buen comportamiento medioambiental, generan un menor porcentaje en emisiones de CO2 a la atmósfera, la eficiencia energética de la caldera aumenta ligeramente en unión junto con suelo radiante al experimentar una disminución de la temperatura de retorno, comentar que pese a que la inversión inicial de la calefacción por suelo radiante es sutilmente superior a otros radiadores de energía, su amortización es muy rápida dependiendo del caso pero primeramente con menor consumo energético, reducción de la factura en el gasto de combustible y su larga vida de uso hace que este resulte económicamente muy productivo e interesante de instalar.